ir arriba
Uruguay

America del Sur

America del Norte y Central

Europa

Africa

Asia

Oceania

Destacado

Home » Destacado, Portada El Pais

Los mitos de las aerolíneas… y los pasajeros

Los “viajeros frecuentes” presumen; no te creas que todo a bordo es un dibujito. 

Rodrigo Fraga, periodista de El Universal de México, nuestro socio GDA, revela los mitos que los pasajeros  tenemos sobre las compañías aéreas, en tanto que el editor de Viajes mete baza y agrega los mitos que algunas aerolíneas y también los pasajeros, deberían sacarse de la cabeza.

 

Los viajes en avión suele ser una alternativa para llegar a los destinos de una forma más rápida, o simplemente para llegar a otros continentes.

Sin embargo, viajar por los aires también tiene sus complicaciones y situaciones negativas.

Entre las cosas no agradables podemos mencionar la larga espera antes de abordar un avión, pues en vuelos internacionales te piden que estés hasta tres o cuatro horas antes, mientras que en vuelos nacionales una o dos horas, pero además de esto alrededor de las aerolíneas existen varias leyendas urbanas… De10.mx, te presenta algunas de ellas, con información del sitio locuraviajes.com

En primera clase hay que tener mucha mala suerte para pasarla mal,

Se puede abrir la puerta en los vuelos comerciales.

MITO. La puerta se mantiene completamente sellada durante los vuelos de aviones comerciales, y es imposible abrirla mientras el avión está en el aire y se mantiene la presurización de la cabina. Es exactamente ésto, la presión de la cabina, lo que sella las puertas y no hay forma de abrirlas.

Si la aerolínea pierde tu maleta te reembolsa todos los costos.

MITO. La letra pequeña en nuestro boleto puede darnos algunas sorpresas. Las aerolíneas sí pagan un monto por el inconveniente de haber perdido tu maleta, y la mayoría cubre un costo promedio del contenido en caso de que no pueda recuperarse. Pero ¡atención! probablemente la aerolínea no concuerde contigo en el costo de lo que llevabas. Por las dudas, siempre conserva lo valioso contigo, y adjunta cualquier recibo de cosas que hayas comprado.

…pero en clase turista podés viajar muy apretado por exceso de avaricia.

Ante un vuelo sobrevendido te espera un gran bono.

MITO. En algunos casos puede ser verdad, sin embargo, no es la regla. Un vuelo sobrevendido simplemente puede significar que en lugar de un gran bono, tengas que cruzar todo el aeropuerto para llegar un par de horas más tarde a tu destino.

Si el vuelo está atrasado o cancelado la aerolínea provee tickets de comida o alojamiento.

 MITO. La aerolínea no está obligada a otorgar pases de comida o alojamiento. En las regulaciones suele haber frases como “sujeto a disposición”, que hace que todo dependa del humor de quien esté a cargo. No se pierde nada por preguntar, y puede que tengas suerte, pero no cuentes con eso desde el comienzo.

 

Si te sacás los zapatos o dejás los brazos (o la cabeza) en el pasillo, podés tener problemas.

Es más barato comprar boletos los fines de semana.

MITO. De hecho es lo contrario, pues las aerolíneas saben que la gente tiene más tiempo libre para navegar y buscar sus vuelos. Algunos dicen que el mejor momento para comprar boletos de avión es el martes alrededor de las tres de la tarde. Aún no se ha corroborado si esto es o no, un mito.

¿Llegaste tarde, el vuelo está demorado, la compañía sobrevendió capacidad?

MITOS DE LOS PASAJEROS.

En esto ninguna responsabilidad tiene nuestro apreciado colega El Universal, lo agregó el editor de Viajes.ElPaís.

Si la aerolínea hace todo lo que se expresó, el pasajero responde con una tímida sonrisa.

MITO. Si la aerolínea  hace todo o algo de eso a lo que tiene derecho pero puede considerarse una descortesía o un abuso, el pasajero se  lo cuenta a todas sus amistades y probablemente lo publique en algún blog. Pasado el tiempo esa aerolínea se preguntará porqué disminuyeron radicalmente sus ventas. Finalmente, será otra de las aerolíneas fundidas por culpa de un gerenciamiento estúpido.

Guarangadas no: ni te abalanzes sobre una azafata, ni sobre una fila central para dormir a pata suelta ignorando los derechos de otros.

La azafata te sonríe porque está loca por vos.

MITO. Las azafatas sonríen porque es parte de su oficio y además, no las escogen si no son cordiales. Pero de ahí a creerte que la conquistaste y que hasta podés tenér una aventura en el baño, dista un universo. ¿Pero vos te miraste en el espejo? Además de una confusión garrafal es una guarangada y una guarangada peligrosa, pues el personal del avión está autorizado a tomar medidas severas contra alguien así.

Si se aprietan más los asientos hay más lugares para vender y el pasajero no se da cuenta.

MITO. ¿Cómo no se va a dar cuenta si viaja embutido y llega a destino hecho un estropajo? Se da cuenta y no se olvida. La próxima vez querrá ver el mapa de la nave antes de decidir, porque son pocos los que pueden pagar Primera o Ejecutiva. Es posible que esos lugares ganados con avaricia, no produzcan más ganancia sino más pérdidas.