ir arriba
Uruguay

America del Sur

America del Norte y Central

Europa

Africa

Asia

Oceania

Destacado

Home » Uruguay

Batalla del Paso del Parque, rio Dayman

Claro, te vas a las termas, comés como una bestia, engordás todo lo que bajaste … y pasás por alto cosas como ésta.

Viajar, veranear, hacer turismo, no consiste en atragantarse en los restaurantes, mirar lindas piernas y, si sobra tiempo, sacarse unas fotos. Consiste en aprender todo lo posible de un lugar y a veces te llevás alguna sorpresa. No demasiado lejos, está el lugar donde se terminaron vidas jóvenes, se construyeron heroicidades y a los tumbos, se fue forjando la patria.

Esta vez Alberto Moroy nos trae a un periodista y un fotógrafo inusitado. Los conocíamos por sus hazañas aéreas, para contarnos de una batalla con la particularidad de que el cronista la mira desde lo alto, como a él le corresponde. Entonces es un relato desapasionado, rico en detalles domésticos, de esos que sin pretenderlo te instalan en 1904 y te ayudan a entender cómo era que se mataba la gente en un país que se había puesto insensato y cruel. Y las fotos, algunas tomadas en medio de fragor de la batalla, completan un cuadro vital, sin cuya visión es difícil entendernos como uruguayos.

Por Alberto Moroy

Hoy viajaremos con el cronista que cubrió hace ciento nueve años (1904), la batalla del paso del Parque del Dayman, Salto.  En la portada Aparicio Saravia y Justino Muniz,  los protagonistas. Lo novedoso de esta historia es que fue relatada y fotografiada por el periodista y mas tarde famoso aviador uruguayo Ángel Salvador Adami y su hermano Jose como  fotógrafo.  Adami nació en Montevideo el 15 de mayo de 1878 y su nombre lo lleva el aeropuerto de Melilla en Montevideo.

Breve prologo

Habiendo comenzado la revolución en enero de 1904, el grueso del ejército de Saravia se encuentra al sur del Río Negro, donde lucha con las fuerzas gubernistas al mando del Gral. Justino Muniz. El 14 de enero, Muniz derrota a Saravia en Mansavillagra, siendo esta la primera batalla importante de la revolución, luego de la cual el ejército blanco se ve obligado a pasar al norte del Río Negro en dirección al litoral para recibir un envío de armamento preparado por la Junta de Guerra en Buenos Aires, integrada por miembros del Directorio exiliados en esa ciudad. El primero. de marzo, Muniz sorprende a Saravia que se encuentra acampado en Paso del Parque sobre el río Daymán, derrotándolo.

Gral. Muniz Comandante Urutia, Coronel Rosel Bouquet / Oficiales de ametralladoras

Atanasio Suarez (Hijo de Goyo)

Relato publicado en 1937

Revista Alerta. Año XVI, Nº 194, Montevideo 1937

“…En la tarde del 1º de marzo de 1904 el ejército revolucionario acampa al Sur y próximo al paso del Parque del Daymán, 8 divisiones, con la 2º más adelantada en la orilla opuesta del citado río y la 12ª. Cubriendo la retaguardia casi sobre la cuchilla de San José. El parque compuesto de 14 carretas, 2 cañones y 2 ametralladoras ocupaba un lugar casi a retaguardia, ocupando todos los campamentos una extensión de 15 kilómetros.

“El grueso del Ejército Sur, en las horas de la tarde, acampaban en el paso del Parque del Queguay chico, la vanguardia a órdenes del general Pedro Callorda y su extrema al mando del coronel Pablo Galarza en las puntas de Molles a 5 kilómetros de la retaguardia enemiga y 20 del paso.
“El Ejército del Norte esa misma tarde llegaba al paso Andrés Pérez del Queguay grande.

La Batalla. El jefe revolucionario Aparicio Saravia, que estaba informado desde días anteriores por su jefe de retaguardia, que se notaba la aproximación de una fuerte columna en su misma dirección, no daba crédito a tales palabras, al punto que en la mañana del día 2 de marzo dispuso el descanso absoluto de todas las divisiones en el mismo punto en que se hallaban.
“La extrema vanguardia del Ejército del Sur a órdenes del Coronel Galarza, integrada por las unidades siguientes: 2º. de Caballería (al mando del Teniente Coronel Tavera); 2º. De  Cazadores (al mando del Teniente Coronel Quintana) y División Soriano (al mando del Coronel Gervasio Galarza) levantaron su campamento en las primeras horas de la mañana, marcharon seguidos por el grueso de la vanguardia: 6º. de Caballería (al mando del Coronel Ortiz), divisiones Treinta y Tres (al mando de Basilisio Saravia), División Rocha (al mando del Coronel Solari) y Florida (al mando del Coronel Herrera y Obes).

A eso de las 8 horas las descubiertas de la División Soriano tomaron contacto con las de la vanguardia revolucionaria; enseguida las unidades de la extrema vanguardia desplegaron siendo recibidas por recio fuego de toda la división 12ª. la que ante el empuje de aquellos se bate en retirada; llegan en refuerzos las divisiones que estaban más cercanas (1ª. 7ª. y 11ª.) que concurrieron rápidamente, pero estas también se vieron en el caso de retrogradar resistiendo la presión tanto tiempo a que nuevas fuerzas vinieran en su protección de las que demoraban en llegar, 6ª y 8ª que ampliaron ambos lados.

“La unidades  del grueso de la vanguardia legal llegaron al campo de pelea; despliegan por la derecha el 6º. de Caballería, y por la izquierda las milicias de Florida, Treinta y Tres y Rocha, y continúan el avance arrollador iniciado por las fuerzas de la extrema.

“En los primeros momentos de la acción, uno de los cañones de los rebeldes, emplazado muy cerca de la línea de tiradores, comienza a funcionar, cañón que es apresado al hacer el tercer disparo, por el Coronel Gervasio Galarza y algunos elementos de la División Soriano.”A 800 metros de ese cañón se hallaba el parque, aún sin uncir los bueyes a las carretas; sobre él se dirigen fuerzas del 2º. de cazadores, 2º de caballería, 6º de caballería y milicias de Soriano, atacando a los numerosos defensores que hacían desesperados esfuerzos para impedir la toma del parque, el que quedó en poder de los legales.

“Después de esta parte de la acción, la retirada de los revolucionarios se pronunció más rápida siempre convergiendo hacia el paso adonde se habían aglomerado todos los contingentes. A eso de las 11 horas concurrieron al campo de pelea las divisiones 3º, 4º y 10º desde el Paso Perico Moreno las que prolongaron el ala derecha, logrando detener algo el avance de los legales, pero una hora después ese mismo punto era reforzado por el 1º de Caballería (al mando del Coronel Pacheco) y el centro por el 4º de cazadores (al mando del Coronel Caballero), unidades que concurrieron del grueso del ejército de Muñiz.

“Vuelven a presionar las fuerzas legales y los revolucionarios a batirse en desesperada retirada, haciendo alguna resistencia en el mismo paso en donde se lucha entre el agua y el barro, por espacio de hora y media, hasta que habiéndose alejado las últimas guerrillas revolucionarias, se suspende el fuego a las 14 horas, sobre la loma inmediata al paso, al norte.

Caras y Caretas en el lugar de los hechos

Ángel Salvador Adami nació en Montevideo el 15 de mayo de 1878. Periodista  desde muy joven, su primer contacto con la aeronáutica lo tuvo gracias a la prensa, pues el 16 de julio de 1905, junto a otro periodista acompañan  en el globo “O  Portugal” en la ascensión que el aeronauta portugués Magalhães Costa realiza sobre  Montevideo En su carácter de periodista  y por haber seguido paso a paso al ejercito gubernista (Colorados)  le toco cubrir en directo  la Batalla de Dayman (Salto)-

Ataque (Combate del Parque de Dayman)

Batalla del Parque de Dayman (Salto)

El 2 de marzo de 1904  la vanguardia del Ejército del Sur (Colorados), comandada por el Cnel. Galarza, sorprende a los revolucionarios (Blancos) en su campamento en las márgenes del sur del río Dayman, próximo al Paso del Parque; el 4º contribuye a la completa derrota del enemigo, los que dejan en poder de las fuerzas legales un cañón, varias carretas con municiones, armamento y víveres.

Cañón gubernista perdido en la Batalla de Fray Marcos por las fuerzas de Melitón Muñoz /  Furgón del mismo con bueyes

El ejército gubernista logró avistar en las primeras horas de la mañana del 2 del corriente (Relato de Adami), á las fuerzas revolucionarias en el paso del Parque del Daymán. sitio en que estas se vieron obligadas a librar la batalla. Los blancos eran dueños del paso citado. Las fuerzas de 8000 mil hombres  habían tomado las mejores posiciones en una extensión de dos leguas, pero luego se debieron replegar ante el formidable ataque que contra ellos llevaron los colorados. Dos horas y media duro la sangrienta lucha que se libró cuerpo a cuerpo, debido á la confusión y entrevero de tuerzas.

Por una y otra parto se hicieron proezas de valor, muchas veces sanguinario, ciego, brutal. Las detonaciones mezcladas con el ruido de  los aceros que se cruzan parecían infundir nuevos bríos a aquellos hombres que, como animados por sed de sangre, solo tendían a derramarla, muchas veces sin respetar lazos de sangre.

El cañón que los revolucionarios tomaron en Fray Marcos hacia oír sus roncos estampidos pretendiendo detener con sus proyectiles el avance de los gubernistas No fue suficiente, enseguida los colorados se posicionaron de doce carretas cargadas con fusiles y cartuchos que abandonaron en la retirada.

Carretas tomadas por los gubernistas (Colorados) / Soldados acompañadotas / Basilio Saravia (Hermano de Aparicio) con las banderas que tomo al enemigo (Blancos)

Persecución de los revolucionarios (Blancos) durante la batalla

Paso del Parque (De epoca) / Vista satelital, ubicacion  31°47’5.40″S  57° 2’10.37″W / Remontando la cuesta hacia el NO, sobre la actual reg. nº 4

El hijo de Muniz herido / Su secretario idem /   Heridos revolucionarios  en la Pulpería de Luis Estévez (Abajo ref.)

 

Ref. de la Pulpería

 

… Ese día, el almacén “El Parque” –que todavía sigue siendo aprovisionando a los habitantes del lugar, fue hospital de campaña.
Este comercio de ramos generales ha pasado por más de 15 dueños. Esto también está testimoniado en el museo de la localidad. Fundado por Manuel Lobato fue alquilado luego a Manuel Cerrudo, después lo tuvo la sociedad Abascal y Aranguren, le siguió  Repeto y Vives (en 1904, cuando la revolución), Montero y Devoto, Diego Estévez hasta llegar a Juan Grasso y su hijo Juan Manuel. Posteriormente ha sido arrendado a varios comerciantes: Acosta y Brum, Teófilo Zabala, Ariel Ibarburu, Daniel Cabrera, Acquistapace y Dalmao. Hace seis años está en manos de Miguel Acquistapace y es lugar habitual de reunión de los parroquianos de la zona, además de un sitio donde se encuentra de todo, desde velas a varitas mágicas de Barbie.

 

Continua, interesante ref. Sobre la pulpería

 

http://rotafolio.wordpress.com/2008/10/11/paso-del-parque-y-su-museo-de-campana/

 

Del autor

Ya hemos  publicado una nota sobre Masoller cuyo titulo era  “Vistazo al tiempo en que mataron a Saravia”, tambien “Seis años despues de Masoller”, ambas podrán verlas abajo. Cuesta trabajo analizar los hechos en una epoca difícil, donde lo emotivo prevalecía a lo racional. Así era y es, en esta especie de serrucho evolutivo, que muchas veces nos transporta al pasado, donde la supervivencia no permitía ser racional. Les recomiendo digerir esta historia sin partidismos, ni ideología, ni “color de camiseta”, porque de ser así justificamos la barbarie desde lo funcional, acotando la objetividad necesaria para comprenderla, relacionarla y que pase a formar parte de nuestro acervo cultural.

Vistazo al tiempo en que mataron a Saravia”

http://viajes.elpais.com.uy/2012/04/09/vistazo-al-tiempo-en-que-mataron-a-saravia/

Seis años despues de Masoller

http://viajes.elpais.com.uy/2012/08/26/seis-anos-despues-de-masoller/

de la batalla del Paso del Parque en las cercanías de  Rio Dayman, Salto.